Palazzo Vecchio

Palazzo Vecchio - Florencia

Florencia no es solo el Duomo; y aunque sea el centro artístico principal de la ciudad, existen otros lugares que maravillarán a los que tengan el privilegio de pisar esta tierra.

Así, junto a la Galleria degli Uffizi y la Academia, el Palazzo Vecchio es otro de los enclaves culturales que merecerán especialmente la pena. Ubicado en la animada Piazza della Signoria, llamará la atención nada más acceder a la plaza. Construido en el siglo XIV, albergó a los funcionarios de la República siendo su sede de trabajo. Más tarde, la corte se trasladaría al Palazzo Pitti.

Una réplica del David de Miguel Ángel y otra de Hércules y Caco de Baccio Bandinelli aguardan a la entrada para deleite de los turistas. Y una vez dentro, lo más destacado es la Sala del Cinquecento. Sus excepcionales dimensiones han hecho de ella la mayor sala con la que cuenta la arquitectura florentina. Esta sala se utilizaba para los actos especiales así como para las audiencias, uso que continúa vigente en la actualidad.  En el interior del palacio se acoge un museo (Museo dei Ragazzi) en el que se exponen obras de: Bronzino, Miguel Ángel, Giorgio Vasari entre otros; y también las oficinas del Ayuntamiento de la ciudad, conocido en italiano como Comune di Firenze.

Para entrar en el Palazzo Vecchio se recomienda disponer de la Firenze Card. En caso de no poseerla, el precio de la entrada de adultos es de 6 euros mientras que los jóvenes cuya edad se halle entre los dieciocho y los veinticinco años pagarán 4,50 euros. En cuanto a los niños menores de tres años, no requerirán entrada pero sí los que se sitúen entre los tres y los diecisiete años, que pagarán 2 euros.

Al contrario que el resto de museos, el Palazzo Vecchio abre todos los días excepto el domingo. El horario para acceder a él es de nueve de la mañana a siete de la tarde excepto el jueves, día en el que abre sus puertas de nueve a dos. Sin embargo, este horario puede cambiar a lo largo del año, por lo que se recomienda visitar su sitio web antes de programar la visita.

Foto: cuppini

Opina

*

veinte − diecisiete =